martes, 29 de mayo de 2012

Todo un manitas


El otro día compré un mueble fantástico en Ikea. De momento queda precioso en el comedor, justo al lado de la tele, aunque estoy pensando que quizá debería moverlo cuando lo haya montado.

5 comentarios:

  1. Jajajaja

    Así que las leyendas sobre los muebles de Ikea son ciertas...

    ResponderEliminar
  2. Genio , interesante amigo abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Nunca lo había visto así. Chico, quién sabe, quizá crees tendencia. Cosas peores se ha puesto de moda.

    Eso sí, asegurate que te pagan derechos de autor en el próximo catálogo de Ikea.

    ResponderEliminar
  4. Montarlo??? Para qué, con lo bien que queda dentro de su caja, todo mono, ¿no? ;P

    ResponderEliminar
  5. Nana, me temo que los muebles de Ikea funcionan así. En las instrucciones venía bien claro especificado que se transformaría como Optimus Prime.

    Gracias Frank.

    Terminius, yo no invento esta tendencia, creo que es una especie de contrato no escrito que se firma con la empresa al comprar uno de sus muebles.

    Speedy, no te imaginas lo mono que queda, ahí con su etiqueta. Por lo menos tienen la decencia de no poner una pegatina que me recuerde su precio.

    ResponderEliminar

Cada vez que te marchas sin dejar un comentario Dios mata un gatito. Piensa en ello.